La mujer de Bertin Obsorne se niega a firmar el divorcio: "Él quiere darme más de lo que yo quiero recibir. No quiero que me mantengan"

Fabiola Martínez ha concedido su primera entrevista tras el anuncio de su separación de Bertín Osborne el pasado mes de enero. Lo ha hecho con la revista ¡Hola! , a la que ha revelado detalles sobre los trámites del divorcio , cómo es su relación con el presentador y cuáles son sus metas personales y laborales

La venezolana, de 48 años, ha explicado que se siente “contenta” porque ha retomado “cosas que había dejado por darle prioridad a ser mamá” y dedicarse “a la familia”. Y también se siente por haber detectado a tiempo, junto con Osborne, que su relación no funcionaba. Separarse fue una decisión de mutuo acuerdo que se tomó teniendo en cuenta el bienestar de sus hijos, Carlos y Kike.

“El confinamiento nos permitió regalarnos una despedida dulce. Ahí te das cuenta de que hay cosas que fallan y que no se pueden cambiar. Si hubiéramos llegado a una situación límite, habría sufrido todo el mundo”, explica a la revista, añadiendo que la distancia con su expareja no fue “como un tsunami”, sino “algo que iba pasando poco a poco y que al final dices: ‘Veo a dónde vamos y no me gusta’”. “La decisión la hemos tomado a tiempo”, subraya.

En este sentido, asegura que, a la hora de dar el paso, “lo más difícil era decírselo a la familia”, aunque no fue tan complicado como pensaban: "Mi hijo Carlos me sorprendió mucho, me dijo que se lo imaginaba porque no veía que estuviéramos bien".

A la espera de firmar el divorcio

Martínez apunta que ella y el padre de sus hijos todavía no han firmado el divorcio porque están organizando “cosas que llevan un tiempo”: “Él quiere hacer unas cosas, en cuanto a temas económicos, y yo otras, y al final, eso lo retrasa”.

Así, añade: “Él quiere dejar las cosas organizadas de una manera: más o menos, él quiere darme más de lo que yo quiero recibir. No quiero que me mantengan. Uno no puede despreciar nada, porque Bertín lo hace con cariño y con ganas de ayudar, pero a mí me hace sentir que es un compromiso”.

Por otra parte, aclara que todavía no se han puesto fecha para firmar los papeles, aunque le gustaría “estar organizada de aquí a verano”. “No hay problema por firmar, es, simplemente, terminar de acordar todos los detalles, como tiempo con los niños y las responsabilidades de cada uno”, cuenta, apuntando que "la pensión será para los niños y cualquier cosa" que acuerden.

Martínez va a estudiar un máster tras abandonar la facultad de Medicina a los 21 años, y dice que se siente “acompañada” de sí misma. “Me encuentro fenomenal. No tengo que rendir cuentas a nadie”, expresa. Y zanja: "No estoy cerrada a nada, pero tampoco estoy desesperada. Me molesta que, si no tienes una pareja pegada a tu vera, no estás completa, te falta algo, y eso no es así".

3 Me gusta

Solo ellos dos saben lo que se ha cocido en su casa, lo importante es que cuiden de los niños, que si mal no recuerdo uno de ellos está malito.

En esa foto que le pasa? Esa mujer es bastante atractiva y delgada.

Respecto a la noticia. Pues hay gente que no le gusta ser mantenida. Me parece entendible pero desde luego no es lo normal.

1 me gusta

Si todo es tan bonito como lo pinta la noticia sólo puedo decir que genial por Bertín y genial por Fabiola. Dos adultos, actuando con madurez ante un divorcio en el que hay hijos de por medio. Ojalá se viera eso más a menudo.

12 Me gusta

Uno de los mayores folladores que ha dado este país.

6 Me gusta
7 Me gusta

Tan raro se hace ver honradez en estas situaciones que es hasta noticia

14 Me gusta

Tonta.

Me apuesto un brazo a que esa es la palabra más repetida la proxima vez que quede con sus amigas a beber vino.

2 Me gusta

Le llenaba la casa de amigotes para comer cada dos por tres. Normal que se haya divorciado.

2 Me gusta

Eso forma parte del canon del universo Warhammer 40K y no es broma.

1 me gusta

Una señora y un caballero.

4 Me gusta

Melafó a la rubia ciborg

2 Me gusta

Pero si ni siquiera cocinaba ella, seguro que mientras grababan la mandaba a fregar otras habitaciones para que no se aburrirse

No sé Rick… algo tan bueno no puede ser verdad…

Dos adultos comportándose como adultos. Es de una rareza tal leer esto que asusta.

4 Me gusta

Que me lo dé a mí.

Todo un caballero papá Osborne.

Pues me parece de puta madre tener esa mentalidad. Pero lo que no me mola nada es hacerse auto-publicidad por ello

Que tonta

1 me gusta