I Torneo de minirelatos pacotero - Speakeasy: La barra de los poetas muertos - Hilo para comentarios y desbarres (Part 1)

Y bien que se le daba

Era un hacha rompiendo cosas.

1 me gusta

Sin duda :grin:

¡Que pases un gran día, @Melon!

No he querido añadir nada animado, como suelo hacer, para no fastidiar los dibujos, así que solo he puesto las letras y un sutil efecto de color cambiante. ;DD El dibujo de la izquierda es el original de Melon, y el de la derecha la recreación con estilo manga de achotoni. Me encantan los dos, ¡menudos artistas!. :))

Para ver el original a tamaño real, pasaos por aquí:

5 Me gusta

Gracias Eileen! Si no llegas a decir lo del sutil efecto de color cambiante no me habría dado cuenta. Me alegra que te gustara^^

1 me gusta

Resultados de 1/4 de Final G1

Resultados de 1/4 de Final G4

Felicidades a los que han pasado y gracias a los eliminados por participar.

2 Me gusta

Tareas para esta semana:

Enfrentamientos:
H1: Diamondback vs Hairball
H2: Capitán Hastings vs Mokuren

Condiciones
H1: “El personaje protagonista hace de niñero/niñera en casa ajena y lo que acontece allí".
H2: “La historia sucede en un crucero de lujo y empieza cuando se da la noticia de que alguien muere".

2 Me gusta

Comentarios y Sala de Partos de Diamondback

G1

- Don Currito Mediocre:

Me he leído varias veces tu relato y, la verdad, no veo el libélulo por ningún lado. Ojo, que mi cumplimiento de la condición es también discutible, la verdad sea dicha. Vale que llamas arpía a una de las compañeras de trabajo, pero poco más. Al que más denigras es al propio protagonista, pero claro, se supone que debe denigrarse a otro personaje, corporación… No sé, supongo que pasará al que pongan menos ceros de los dos XD.

Un día cualquiera en la vida de un trabajador cualquiera (por desgracia). Bueno, cualquiera no, es más bien tirando a mediocre, como el propio título nos indica. Pero bueno, cosas con las que casi todos nos podemos identificar (en algunas, en todas o casi todas espero que no XD ). Se lee con facilidad y del tirón.

Bien escrito, la verdad es que no he visto fallos, ni sitios donde haya comas y demás mal puestas.

- El yogur:

Ha sido un parto de lo más accidentado. Durante la semana tenía un par de historias que contar, pero llegó el sábado por la mañana y, al releer la condición, me asaltó la duda de si el relato debía narrar el momento del libelo, o podía centrarse en lo posterior, aunque se contara lo anterior, ya que mis dos ideas eran así. Tras consultar con Isolee, y aunque él sí lo hubiera dado por bueno, preferí desecharlas, así que me vi teniendo que empezar de cero (para no comerme unos cuantos ceros por no incumplir la condición). Por suerte, se me ocurrió rápido otra cosa, y antes de la hora de comer del sábado el relato estaba escrito y mandado.

Llegó el lunes, leí el relato de mi rival… y no vi el libelo por ningún lado. Me fui al diccionario de la RAE, cosa que debería haber hecho bastante antes… y lo del libelo no era exactamente lo que yo pensaba (creí que era una mentira destinada a incriminar o calumniar a alguien), así que me vi sepultado de ceros por no cumplir la condición. Pensándolo después, y aunque el libelo se supone que debe ser un escrito, también es verdad que en ningún sitio dice que el libelo deba ser real, así que según cómo lo mires puedo incumplir la condición o no. Veremos qué habéis votado.

G4

- Viento de otoño: 4

Elías debe silbar muy bajito para que en la calle sólo se escuche el murmullo del viento, aunque esté silbando :stuck_out_tongue: El petirrojo es casual o un guiño al hilo?

Buen relato, que transmite tristeza y soledad, de alguien que ha preferido convencerse de que está muerta para justificar que no tenga a nadie y sea invisible a la sociedad. Muy poético el primer párrafo de presentación. Es el que más me ha gustado de los dos del cruce.

Poco trabajo en el tema de faltas, porque no he visto nada. Como mucho, decir que en “los salmantinos saliesen de sus madrigueras en búsqueda de ocio” me suena mejor con “busca” en lugar de “búsqueda”, pero es más bien una manía mía que otra cosa.

- Lo que le pasó a Fernando el día que dejó la Fórmula 1: 3

Nueva iteración Fernandiana , aunque esta vez se limite al título. Debo confesar, para mi vergüenza, que la primera vez que leí el relato no vi que cumpliera la condición por ningún lado, porque Fernando Alonso era en efecto Fernando Alonso. Con la relectura ya sí que al llegar al final vi que aunque la idea era que el lector creyese eso hasta casi el final, termina desvelándose que el impostor es el doctor (mira que lo dejas bien claro con lo de la bata).

La condición tenía un problema, y lo pensé nada más leerla cuando la puso Isolee, y es la difusa barrera entre creerte tus propias mentiras, y directamente tener un problema mental que hace que creas ser alguien que no eres. Y en tu relato lo dejas bien claro, porque el “doctor” está ingresado en psiquiatría. Pero como digo, la frontera es difusa, así que por mi parte cumples la condición.

Bien escrito, aunque le pasa como al mío, que al ser bastante cotidiano y estar basado básicamente en diálogos, no da para mucho lucimiento (el de tu rival también es mayoritariamente dialogado, pero tiene el primer extenso párrafo para compensar). No he visto faltas.

FUERA DE CONCURSO

- ¿¿Sin título??

Parece que éste está siendo el torneo de los fanfics, en esta ocasión una carta del Joker a Batman (o su alter ego, Brucey Wayne), contando varias cosas de su “relación” a través de los años, como la muerte de Jason Todd o el disparo a Barbara Gordon. Como relato… bueno, diría que no llega a serlo. Te pongo un cero (imaginario, ya que no estoy puntuando los FdC) porque no voy al día con Batman y creo que me he comido algún spoiler con lo de los tres Jokers.

Tiene algunas erratas por ahí: “soy mas dado” (más), “Tiene gracia, ¿Sabes?” (después de la coma va minúscula. Te ha pasado en alguna frase más), “que su mal(a) acción”, “Sacarla fotos” (laísmo, es “sacarle”), y alguna cosa más. La más gorda es “lo sabes también como yo”, que es un “tan bien”.

Comentarios y Sala de Partos de Mokuren

Don Currito Mediocre

3/5

Este relato es en sí mismo una sátira al conformismo y la vida insulsa de muchos trabajadores. No es un tema novedoso, y ya se ha escrito sobre el mismo en más relatos de concurso. No lo puedo considerar una temática original, pero debo reconocer que está bien llevada. Hay detalles muy auténticos en el relato: los autobuses llenos a los que no puedes subir, los baños cerrados por limpieza, los amigos amariconados con las novias, las protestas por las quejas sobre tu trabajo mal hecho, etc. Pero también hay otros muchos que son bastante tópicos y manidos. En general me ha dejado un buen sabor de boca, pero también la impresión de que esto lo he leído antes.

El yogur

2/5

Este relato es bastante mediocre. Los diálogos son auténticos, se siente una conversación de verdad, y eso hay que reconocerlo. Es lo que te salva del 1. El giro de guion, si bien no se ve venir, tampoco impresiona mucho. Al menos a mí me da bastante igual que el culpable de robar unos cascos sea Pedro o sea Fran, no me has desarrollado los personajes hasta el punto de que me importe, de que sienta pena por Pedro u odio por Fran.

Lo que le pasó a Fernando el día que dejó la Fórmula 1

Como comenté en mi sala de partos, la idea de un loco en un manicomio me parecía demasiado poco original. Tú lo sabes llevar bastante bien, y utilizas un giro de guion muy similar al mío (el personaje que parece ser el que cumple la condición resulta no serlo). Solo que, en tu caso, al basar todo tu relato en el giro y no introducir descripciones ni adornos, eres capaz de esconderlo mucho mejor y hacerlo mucho más efectista. Creo que tengo una ventaja al estar mi relato en primer lugar en orden de lectura, al tener ambos un giro de guion similar, pero tengo la sensación de que tu relato va a gustar bastante más. Al menos a mí me ha gustado.

Sala de partos-Viento de otoño

Esta condición me ha resultado extremadamente restrictiva. Tras mucho darle vueltas, solo se me ocurrían tres situaciones en las cuales alguien creería ser quién no era por creerse sus propias mentiras: o es un loco de manicomio (el típico que se cree Napoleón) o un líder fanático (p. ej. de una secta que se cree el Mesías de verdad, los demás sectarios no valdrían porque las mentiras no serían suyas) o está intentando negar la cruda realidad para no aceptarla, por ser demasiado dura. La primera situación me parecía demasiado obvia y facilona, así que quise arriesgar (que por algo son cuartos de final) y tirar por la segunda o la tercera. Para la segunda no se me ocurría ningún relato (más que la historia del personaje según pasa de estafar a la gente montando una secta a creerse su propia religión, y no creía ser capaz de desarrollarlo bien). Y para la tercera tuve una idea que me gustó: un fantasma que no acepta que está muerto. Pensé que tendría que ser una persona solitaria, de tal manera que no tuviese demasiado problema en negar la realidad que ven sus ojos. Mi primera idea fue un mendigo, pero me parecía que un barrendero podía ser más interesante, ya que su obsesión con ver las calles limpias, y su sentido del deber, podrían ser el motivo por el que el personaje es un fantasma y no pasa a mejor vida sin tener que gastar demasiadas palabras en crear un trasfondo.

El relato cuenta la historia de Elías, un barrendero fantasma que se encuentra a una mujer, Ariadna. La mujer dice ser un fantasma, con el objetivo de que el lector piense que el personaje que cumple la condición es la mujer (que parece estar loca). De esa manera, en la frase final, en la que se descubre qué, a pesar de toda la acción y conversación, el único sonido que se escucha en la calle durante el relato es el de las hojas al ser movidas por el viento (en realidad, por el fantasma). Lo que demuestra que ambos son fantasmas y que el personaje que cumple la condición es Elías.

Debo reconocer que, al igual que con la Fierecilla, lo que en mi cabeza sonaba a buena idea, en el relato no está enteramente reflejado. Creo que es demasiado obvio que el fantasma es Elías, pero no veía la manera de esconderlo mejor sin pasarme del límite de palabras. Tenía que hacer una descripción inicial larga para introducir los detalles que diesen a pensar que Elías era un fantasma, y así evitar que el giro pareciese un Deus Ex Machina que meto al final sin ninguna lógica (por eso que Elías odie el gentío, ya que en el fondo le recuerda que está muerto, ya que no pueden verle. Que odie chocar con los demás, porque ve que los atraviesa y le cuesta a su mente mucho más mantener la mentira. Que cuando su subconsciente se da cuenta de que está muerto, le haga pensar que quiere retirarse, es decir, pasar al mundo de los muertos. El dolor de espalda, el “dolor fantasma” que sirve de excusa para introducir la escena de su muerte) Y además quería aprovechar para colorear un poco la escena con descriptiva y que no fuese un relato puramente dialogado. Al usar tantas palabras en la descriptiva, me quedó poco para los diálogos y, sobre todo queriéndolos hacer más realistas, con saludos y demás, apenas pude meter conversación suficiente para esconder el giro.

No sé si esto lo lee alguien, pero me lo paso pipa comentando mi proceso creativo y mis propios relatos.

Comentarios y Sala de Partos de Covid69

1/4 DE FINAL - G1

Condición: El escrito debe representar un libelo infamatorio del personaje principal hacia otro personaje, grupo o asociación

Don Currito Mediocre: 0 estrellas

Ostras… pues estoy bastante seguro de que NO cumple la condición. Libelo infamatorio: “Escrito en que se denigra o infama a alguien o algo”. ¿Es un escrito en el que se denigra o infama a alguien? Sí. Pero la condición habla de que lo haga el principal hacia otro personaje, grupo o asociación. Y eso no lo veo. Yo sólo veo un personaje, y un par más que no tienen importancia. Pero lo que hace el personaje está narrado en segunda persona, por un narrador que no es personaje en la historia. Es el autor infamando a su personaje principal. Esto no cumple.

El texto está bien, la historia me suena mucho, he tenido experiencias laborales mucho peores que eso, por lo que me siento identificado. La forma en que narras la acción consigue que el lector se involucre, y eso está bien. Pero creo que ha sido un error la elección de la segunda persona y la ausencia de ese personaje que requiere la condición. Me sabe fatal, pero es de las pocas veces que veo un 0 claro por incumplir la condición, y a mi pesar es el primero que pongo.

En cuanto a fallos en el relato, me ha llamado la atención que en el primer pensamiento del personaje no pones comillas o cursivas, y posteriormente hay otros dos pensamientos más que sí los pones entre comillas. Me imagino que es un simple despiste.

El yogur: 3 estrellas

Pues esto sí me cuadra más con lo que se pedía. Tenemos un personaje, Fran, que prepara una trampa contra otro personaje, Pedro, y que monta ese paripé infamatorio contra él, poniendo al resto de compañeros en su contra. Está bien. Correcto. Es un relato guiado por los diálogos, que están bien escritos y me parecen creíbles. Creo que sólo he detectado un error de puntuación en los diálogos:

—Totalmente. Así que vamos a quedarnos todos aquí sentaditos, a ver qué pasa — y se acomodó en el sillón contiguo al sofá en el que estaban los otros tres. El silencio era sepulcral.

En ese “y se acomodó” debía haberse puntuado así:

—Totalmente. Así que vamos a quedarnos todos aquí sentaditos, a ver qué pasa. —Y se acomodó en el sillón contiguo al sofá en el que estaban los otros tres. El silencio era sepulcral.

Por lo demás no veo nada que me chirríe. También es cierto que al tratar una historia tan coloquial con unos personajes tan coloquiales, es muy difícil hacer brillar este texto. Por lo que si cumple la condición y está bien escrito, para mí es el claro vencedor de la ronda.

1/4 DE FINAL - G4

Condición: El relato debe representar a un personaje que cree ser quien no es por haberse creído sus propias mentiras

Lo que le pasó a Fernando el día que dejó la Fórmula 1: SALA DE PARTOS

En primer lugar, el título es un simple chiste sobre uno de los memes del concurso. Se trata de un relato de humor y quise poner un poco de humor también en el título: que el lector piense que va a leer una vez más sobre nuestros conocido Fernando, pero luego el relato no tiene nada que ver con los relatos de Fernando.

Sobre la creación de este relato, las pasé putas para inventar algo. Esta es la condición que más he odiado en lo que va de torneo, y habría preferido de lejos la condición de la canción (tengo muchos relatos basados en canciones que me gustan y hasta en discos enteros). Sin embargo, me tocó idear algo sobre una persona que cree ser quien no es porque se ha creído sus propias mentiras. No tengo ni idea de qué es esto, porque no conozco a nadie así: la gente que miente, sabe que miente, puede desarrollar el papel que se ha inventado, pero llegar a creerse quien no es porque se cree sus mentiras… Vamos, que sólo se me ocurre una enfermedad mental para poder desarrollar este tema. Y tengo muchas dudas de si la gente va a considerar que cumple la condición o no. Voy ya mentalizado por si me caen varios ceros. Y si esto ocurre, de verdad que necesito que me digáis cómo cumplir esta condición.

En fin, que sólo se me ocurría lo del enfermo mental, y aunque no se me da nada bien el humor, se me ocurrió un relato gracioso con dos protagonistas en el que pudiera jugar un poco con la persona que se cree quien no es y la que no. De esta manera, pensé que sería divertido poner a un personaje real, en este caso Fernando Alonso, y presentarlo como si fuera realmente la persona que se piensa que es Fernando Alonso, para luego descubrir que no, que es el Alonso real y el otro protagonista es el enfermo, que en este caso se piensa que es un médico.

Y así surgió este relato, que no sé si hará gracia, pero lo intenté, en el que todo lo relacionado con Alonso parece tan verosímil que precisamente creo que te lleva a dudar, y el paciente de psiquitaría está tan convencido de que es médico que cuando le llaman de Seguridad, es él mismo quien vuelve a psiquiatría pero para encerrar a Fernando Alonso.

No es de lo mejor que he escrito, y de hecho creo que en general los cuartos han sido más flojos que los octavos, pero es que creo que han sido condiciones muy difíciles.

Viento de otoño

En otras ocasiones me pueden las dudas, puedo ver argumentos a mi relato por los que puedo ganar un enfrentamiento, pero en este caso creo que me vas a ganar de calle. Primero, porque aunque creo que mi fuerte es que no suelo cometer faltas, que se me da relativamente bien escribir diálogos, tú has escrito un relato muy sólido técnicamente, por lo que ahí no parto con ventaja. Y por lo general gustan mucho más relatos como el tuyo, en el que aunque hay diálogos no son lo más importante (el primer párrafo introductorio me ha encantado), que un relato guiado totalmente por diálogos como el mío.

Y en cuanto a la historia, es más seria y acertada, mientras que el humor no es fácil de hacer, ni llega a todo el mundo. Además, juegas con una baza importante: tu relato hace plantearse cosas al lector. ¿Cuál de los dos personajes es el que se cree quien no es? ¿El barrendero, que cree que no está muerto? ¿O la mujer, que cree que lo está cuando su problema es otro totalmente diferente? Esto hace que para el lector sea más interesante tu historia.

Ahora ya quedamos pocos y todos sois muy buenos, por lo que será totalmente merecido si pasas. Suerte.

Ya echo de menos a Amante rechoncho.

1 me gusta

Os lo habéis cargado a ceros.

1 me gusta

Polémicos resultados

1 me gusta

Tremenda golpisa a base de ceros se ha llevado el pobre, teniendo el relato que tenía.

2 Me gusta

Pobre Amante Rechoncho. Una difetencia de 5 puntos con su rival, teniendo en cuenta que él ha recibido tres ceros (en los comentarios que hemos visto hasta el momento, probablemente más por considerar que ha incumplido la condición que otra cosa) y su contrincante ninguno. A 2 puntos por cada uno que le ha dado un cero, ya se quedaba por delante. =:OOO Yo no me he leído los relatos todavía, pero tiene que ser doloroso. Especialmente si pensamos que son 16 los que han puntuado, y de ellos 13 han pensado que sí que cumplía en cierta forma la condición. Aunque estamos sumando a Qué Pato, que seguro que le ha dado un cero por convicción y no por no cumplir el tema. %]] Aunque eso no sé si consolará a Amante Rechoncho…

3 Me gusta

Si ninguno de los dos cumplía la condición, uno se lleva ceros y el otro no :roto2:

1 me gusta

¿Pero tanto os costaba meter una escena que se desarrolle cerca de un estanque y donde revoloteara un libélulo de esos?

2 Me gusta

No, mi cero ha sido porque no veo el libelo inflamatorio por ninguna parte. Ahora leyendo los comentarios creo que sé por dónde había querido tirar, pero yo no lo he visto que cumpliese correctamente la condición. Y desde luego no del protagonista del relato a otro personaje.

Luego escribo tocho con tiempo para hacer recopilación de comentarios de lo que pienso que ha sido el torneo. No me quejo, sabía que no cumplía la condición cien por cien desde que lo mandé.

Lo que me deja un poco helado es que el otro tampoco la cumple :rofl:.

Espera, que me lío. ¿Tú eras “Qué pato”? Pensaba que era Tenma. Ahora ya no sé cuál es de los dos. Vale, sí, he ido al de la canción y sí que eras Qué Pato. %]]