El Supremo ratifica que si un hombre pega a un mujer es violencia de género aunque sea una agresión recíproca


#1

El Tribunal Supremo ha decidido este martes que en los casos de agresiones recíprocas entre hombre y mujer, ya sea su pareja o expareja, el hombre debe ser castigado por delito de violencia de género y la mujer, por violencia familiar o doméstica, respectivamente.

“Los actos de violencia que ejerce el hombre sobre la mujer con ocasión de una relación afectiva de pareja constituyen actos de poder y superioridad frente a ella con independencia de cuál sea la motivación o la intencionalidad”, dice el alto tribunal, que ratifica que cualquier agresión de un hombre a una mujer en la relación de pareja o ex pareja es hecho constitutivo de violencia de género.

La sentencia viene a colación de un caso juzgado en la Audiencia Provincial de Zaragoza que había confirmado la absolución de una pareja en la que se habían agredido mutuamente hombre y mujer. La Fiscalía estimaba que no había quedado acreditada la intención de dominación o machismo del hombre a la mujer en su agresión y que, por lo tanto, los hechos no eran constitutivos de acto de violencia de género sino de maltrato sin lesión que exige denuncia previa.

“Se agredieron recíprocamente”

“En un momento determinado se inició una discusión entre ellos motivada por no ponerse de acuerdo en el momento que habían de marchar a casa, en el curso de la cual se agredieron recíprocamente, de manera que la encausada le propinó a él un puñetazo en el rostro y él le dio un tortazo con la mano abierta en la cara, recibiendo él una patada propinada por ella, sin que conste la producción de lesiones. Ninguno de los dos denuncia al otro”, dicen los hechos.

Según el pleno del Supremo, sin embargo, “no existe base ni argumento legal para degradar a un delito leve una agresión mutua entre hombre y mujer que sean pareja o ex pareja, ya que no es preciso acreditar una específica intención machista debido a que cuando el hombre agrede a la mujer ya es por sí mismo un acto de violencia de género con connotaciones de poder y machismo”.

El Tribunal revoca la absolución de ambos que acordó la Audiencia y condena al hombre a la pena de 6 meses de prisión con orden de alejamiento y sus accesorias y a la mujer a una pena de 3 meses con iguales accesorias y alejamiento.

Un voto particular

La sentencia incluye un voto particular que suscriben 4 de los 14 magistrados del Pleno, que rechaza que se condene por el delito del artículo 153.1 al acusado (violencia de género), y considera que hombre y mujer debieron ser condenados ambos como autores de un delito del artículo 153.2, y ante la escasa gravedad de los hechos, serles aplicada la pena inferior en un grado que permite el artículo 153.4.

El voto particular, redactado por el magistrado Miguel Colmenero, y al que se han adherido sus compañeros Alberto Jorge Barreiro, Juan Ramón Berdugo y Carmen Lamela, señala que los hechos probados no contienen ningún elemento que permita entender que la agresión del varón a la mujer se produjo en el marco de una relación de dominación, humillación o subordinación de esta última respecto de aquel.

“Por el contrario, del relato fáctico no es difícil deducir que las agresiones mutuas tuvieron lugar en un nivel de igualdad, en el que dos seres humanos, con independencia de los roles personales y sociales que cada uno pueda atribuir al otro, se enfrentan hasta llegar a la agresión física, teniendo como base una discrepancia sobre un aspecto intrascendente de su vida, discrepancia que pudiera haberse producido y tratado entre cualesquiera otras dos personas, sin implicar superioridad inicial de ninguna sobre la otra. En cualquier caso, aquel contexto no se declara probado en la sentencia impugnada”.

“Presunción en su contra”

En esas condiciones, los magistrados discrepantes señalan que la aplicación del artículo 153.1 al acusado varón “resulta automática y mecánica, e implica una presunción en su contra relativa a la concurrencia del elemento objetivo que, según la doctrina del Tribunal Constitucional, justifica que la sanción sea diferente y más grave que la que correspondería al otro miembro de la pareja que ejecuta hechos de idéntica relevancia penal”.

Según estos magistrados se ha perdido “una oportunidad de interpretar y aplicar la protección a la mujer contra la violencia de género, cuya conveniencia no parece ser discutida, dentro de sus auténticos límites, evitando extender el trato desigual al varón y a la mujer, contenido en el artículo 153 del Código Penal, de una forma excesiva y mecánica o automática”.

Ver más en: https://www.20minutos.es/noticia/3531841/0/supremo-agresion-reciproca-hombre-mujer-distinto-delito-violencia-genero/#xtor=AD-15&xts=467263


#2

La justicia patriarcal ya no es lo que era


#3

Todo lo que sea engordar el número de mujeres maltratadas para criminalizar a la mitad de la población me parece bien.


#4

El matriarcado nos oprime.


#5

Cuando leo este tipo de cosas me alegra no ser de España. Sólo espero que esto no se extienda, parece una enfermedad.


#6

Al final, si eres una persona normal y te juntas con gente normal estas cosas no te afectan más allá de los milloncejos que se gastan en el tema. Si vas pegando a mujeres por la vida o te juntas con locas agresivas pues ahí si que pringas, hay que tener un poco de ojo en la vida, el estado es el menor de tus problemas si te pillas de una neurotica.


#7

Vamos en resumen
Mujer pega a hombre- 3 meses
Hombre pega a mujer- 6 meses

Igualdad ante la ley…


#8

Y lo peor es que mucha gente le parece normal eso


#9

Lo de la presunción iures et de iure de machismo me parece fuerte hasta mí


#10

No precisamente. Hay mujeres que se aprovechan de eso por la calle. Se acercan a los hombres y fingen delitos. Claro está que debes tener la mala suerte de que te pase, pero las posibilidades existen y ahora hasta de eso hay que cuidarse.


#11

A mi me parece una patraña de puta madre. Es como los menores.
Maromo 17 años, 85kg, 190 cm, te zurra. Pobrecico le hemos fallado tiron de orejas y colacao.

Maromo 18 años, 60 kg, 165 cm, te zurra.
A la hoguera…

Honestamente estas cosas me parecen aberrantes.


#12

Sé que es una coña un poco recurrente en los foros, pero esta noticia sí que me parece que realmente le da algunos votos a vox.

Este sesgo a la hora de juzgar es de echarse a temblar.


#13

Si tu mujer te pega, sal por patas.


#14

Amigo mio la normalidad es muy relativa, cuando menos te lo esperas la “anormalidad” se manifiesta y te jode vivo. No frivolicemos.


#15

No sé tu, pero yo de las personas con las que he estado, dos de ellas podrían potencialmente haberme jodido vivo si hubieran querido y solo una de ellas estaba “loca”. La otra lo que tenía era un odio en el cuerpo tras un año de ruptura descomunal y desmedido.


#16

El Alto Tribunal establece que “los actos de violencia que ejerce el hombre sobre la mujer con ocasión de una relación afectiva de pareja constituyen actos de poder y superioridad frente a ella con independencia de cuál sea la motivación o la intencionalidad”. Así pues “cualquier agresión de un hombre a una mujer en la relación de pareja o ex pareja es hecho constitutivo de violencia de género”. Ni siquiera es necesario que se produzca una lesión.

En el caso concreto, la sentencia de la Audiencia Provincial consideró probado que “en un momento determinado se inició una discusión entre [la pareja] motivada por no ponerse de acuerdo en el momento que habían de marchar a casa, en el curso de la cual se agredieron recíprocamente, de manera que la encausada le propinó a él un puñetazo en el rostro y él le dio un tortazo con la mano abierta en la cara, recibiendo él una patada propinada por ella, sin que conste la producción de lesiones. Ninguno de los dos denuncia al otro”.

Esto es demoledor. No te puedes siquiera defender, porque es violencia de género. Increíble, sólo te queda correr y esperar que no te denuncie. Aquí no se han denunciado y mira cómo ha acabado.

Deberías conocer a más gente. Muchas veces la gente cambia con el tiempo.


#17

Fixed. Que los jueces no tienen culpa de la ley.

Este caso había pasado por dos tribunales, y, fruto del empeño de la fiscalía, en el tercero han concluido esto.

Por cierto, vaya momento más oportuno, ¿no?


#18

Me parece bien pero entiendo que haya gente a la que no se lo parezca así que voy a despistar quejándome de lo mucho que abundan hilos de este estilo y a inventarme que lo que pasa es que queréis que salga gratis pegar a las mujeres.


#19

Hay leyes que pasan por el constitucional. Por ejemplo, esta que nos ocupa, aprobada por 7 votos a 5.
Para mí, es una ley abiertamente inconstitucional, pero a 7 de ellos no se lo pareció. Claro, que muchos de ellos están ahí por política, por lo que la independencia de poderes no está del todo claro.

"El Tribunal Constitucional está integrado por 12 miembros, que ostentan el título de Magistrados del Tribunal Constitucional. Son nombrados por el rey mediante Real Decreto, a propuesta:

  1. De las Cámaras que integran las Cortes Generales. Cuatro de sus miembros son designados por el Congreso de los Diputados y otros cuatro por el Senado, en ambos casos por mayoría de 3/5 de los miembros de cada Cámara. Los nombrados por el Senado provienen necesariamente de candidatos propuestos por las Asambleas Legislativas de las Comunidades Autónomas;
  2. Del Gobierno. Son dos;
  3. Del Consejo General del Poder Judicial. Son dos, por mayoría de 3/5 de sus miembros (art. 599 de la Ley Orgánica 4/2013)."

Como ves, mucho esclavo de la política.


#20

Dos delitos diferentes, veamos las penas

AL HOMBRE

6 meses de prision, orden de alejamiento y accesorias

A LA MUJER

3 meses de prision, orden de alejamiento y accesorias.

El figurara condenado como autor de un delito de violencia de genero, ella figurara condenada como autora de un delito de violencia domestica.

Aclarando la enorme discriminacion legal cometida, hay un tema legal que muy modestamente rechazo, que es, entiendo, que la mayoria del Supremo considera que siempre y de forma automatica se debe conssiderar violencia de genero a la agresion del hombre sobre la mujer, esto es absurdo, imaginemos que el es drogadicto, o como ha pasado que el marido aplica la eutanasia a su mujer enferma terminal, son situaciones que no tienen nada que ver con la violencia de genero, ene ste aspecto me gusta mas el voto particular

" los hechos probados no contienen ningún elemento que permita entender que la agresión del varón a la mujer se produjo en el marco de una relación de dominación, humillación o subordinación de esta última respecto de aquel."

Esto es lo que se debe probar, por dificil que sea.

Un saludo