Act: Muere Vincent Lambert, el hombre que encarnó el debate sobre la muerte digna en Francia

Vincent Lambert ya descansa en paz. El francés de 42 años, tetrapléjico y en estado vegetativo desde que sufriera un accidente de tráfico en 2008, ha fallecido hoy a las 8.24, nueve días después de que el hospital de Reims donde estaba ingresado lo desconectara de las máquinas que le mantenían con vida, según ha confirmado a EL PAÍS un sobrino de Lambert. Este caso se había convertido en el símbolo en Francia del debate sobre el derecho a una muerte digna, debido a que su caso originó una larga y dura batalla judicial que dividió a su familia y ha hecho reflexionar a toda la sociedad francesa sobre las leyes en torno al fin de la vida y la eutanasia. De un lado estaban sus padres, católicos tradicionalistas que se oponían a lo que calificaban como una “eutanasia encubierta” y que trataron mediante todos los recursos legales posibles de impedir, hasta casi el último momento, su desconexión. Y del otro, su mujer, Rachel Lambert, y la mayor parte de su familia, que defendían que Vincent no habría querido seguir viviendo en las condiciones en que lo hizo durante más de una década. El problema es que Lambert no dejó por escrito sus deseos en un testamento vital, lo que marcó el complejo proceso que, con su muerte, ahora llega a su fin.

“Es lo que esperábamos desde hace años, estábamos listos desde hace años, es lo racional. Vincent estaba en estado vegetativo y él no habría querido vivir así. Espero que descanse en paz”, declaró en rueda de prensa François Lambert, sobrino de Vincent y uno de los principales portavoces de la parte de la familia que defendía una muerte digna para el enfermero. El sobrino manifestó su esperanza de que ahora los allegados puedan hacer su duelo en la intimidad. “Para mí, el caso Lambert termina hoy”.

Lo que no acaba, sin embargo, es el debate en Francia, y más allá de sus fronteras, en torno al derecho a morir dignamente e incluso a la eutanasia, palabra para muchos aún tabú.

El papa Francisco envió la víspera de la muerte de Lambert un mensaje en Twitter que fue interpretado como una crítica. “Oremos por los enfermos que son abandonados hasta dejarlos morir. Una sociedad es humana si protege la vida, toda vida, desde el inicio hasta su fin natural, sin decidir quién es digno o no de vivir. ¡Que los médicos ayuden a la vida, no la quiten!”, escribió. Crítico con la decisión de desconectar a Lambert se ha mostrado también el escritor Michel Houellebecq, quien en una tribuna en Le Monde rechaza que su muerte fuera necesaria y acusa a las autoridades francesas de injerencia en este caso, del que, opina, quisieron hacer “un ejemplo”.

En Francia no es legal la eutanasia. Pero la posibilidad de dejar morir a una persona en estado irrecuperable está prevista por la Ley Leonetti —en nombre del diputado que la elaboró— de 2005. Esta normativa establece que los cuidados médicos “no deben prolongarse con una obstinación irrazonable” y que, en el momento en que parezcan “inútiles, desproporcionados o sin otro efecto que el mantenimiento artificial de la vida, pueden suspenderse o no emprenderse”. La ley fue actualizada en 2016 para incluir una “sedación profunda y continuada” para que el paciente no sufra hasta que se produzca su muerte.

El difícil caso Lambert ha reabierto el debate sobre la idoneidad de la norma ¿Es suficiente la ley Leonetti? Para el Gobierno de Emmanuel Macron, parece que sí. Según la ministra de Justicia, Nicole Belloubet, la normativa es “muy equilibrada y muy sensible”.

Sin embargo, no todos, incluso en el seno del partido de Macron, La República en Marcha (LREM), están de acuerdo. El diputado oficialista y profesor de medicina Jean-Louis Touraine considera que la ley actual es demasiado vaga a la hora de establecer qué constituye una “obstinación irrazonable”. Advierte de que “solo una clarificación de la ley permitirá evitar situaciones de impasse ” como la sufrida por Lambert.

A ello se une, agregan otros críticos, la falta de garantías de que se seguirán los deseos del paciente. La decisión última sobre si se detienen los cuidados o no del enfermo está en manos de los médicos que lo atienden, que deben consultar a los familiares inmediatos en caso de que, como sucedió con Lambert, no haya un testamento vital que explicite sus deseos. Pero no hay una jerarquía definida para decidir, en ese caso, quién dentro de la familia tiene la voz principal, extremo que habría evitado el caso Lambert , que fue reconectado en dos ocasiones, en 2013 y el pasado 20 de mayo, después de que sus padres recurrieran ante la justicia la decisión de los médicos y de la esposa de detener sus cuidados.

François Lambert ha criticado también el excesivo tiempo que puede tardar un paciente en morir por esta ley, ya que deja en manos de los médicos que el protocolo de fin de vida se extienda solo unos días o hasta dos semanas, para evitar que se les acuse de eutanasia. “No estaría mal que la ley autorizara que (el proceso) fuera más rápido y que para ello hubiera un protocolo” que además fuera “unificado” en todo el país y se centrara en “proteger” al paciente, considera el sobrino, que decidió estudiar derecho a raíz del caso de su tío.

¿Y si se legalizara la eutanasia? Es lo que reclaman organizaciones como la Asociación por el Derecho a Morir Dignamente (ADMD). “Hay que salir de la hipocresía y permitirle a una persona partir en unos minutos y sin sufrimiento, no esperar días y días, lo que constituye un sufrimiento para el paciente y para sus familiares”, denunció su presidente, Jean-Luc Romero, en referencia a lo mucho que tardó en morir Lambert, hecho que calificó como “una eutanasia a fuego lento”.

Touraine es otro firme defensor de la eutanasia, en cuyo favor escribió a finales del año pasado una tribuna en Le Monde que suscribieron otros 155 legisladores. El diputado promueve desde hace dos años una ley de la eutanasia que, sin embargo, el Gobierno no ha incluido en la reforma de la ley de bioética que está preparando. Y ello a pesar de que, según las encuestas, Francia parece preparada para una ley que la legalice. Según una encuesta de marzo, el 96% de los franceses son favorables a alguna forma de eutanasia, frente a solo un 4% que se opone firmemente. En su gran mayoría (60%), los encuestados estimaron que la posibilidad de la eutanasia debería limitarse a casos de “sufrimientos graves e incurables”, aunque un no desdeñable 36% es favorable incluso a una eutanasia sin condiciones.


El tribunal de apelación de París, al que recurrieron los padres del paciente en estado vegetativo Vincent Lambert , ordenó este lunes por la noche la reanudación de los cuidados que deben mantenerle con vida y que fueron interrumpidos el lunes por la mañana , hasta que un comité de la ONU se pronuncie sobre el caso.

El tribunal “ordena al Estado francés […] adoptar todas las medidas para que se respeten las medidas provisionales solicitadas por el Comité Internacional sobre los derechos de las personas con discapacidad el 3 de mayo de 2019 que tienden a un mantenimiento de la alimentación y la hidratación” de Vincent Lambert, cuyo caso divide a su familia y a la sociedad francesa , según la decisión consultada por AFP.

El caso de este francés, que sufrió un accidente automóvilistico en 2008 que lo dejó con daños cerebrales irreversibles, ha dividido a su propia familia y generado un férreo debate en Francia sobre la eutanasia y la muerte digna.

El CDPD, comité de la ONU, había pedido a Francia que pospusiera el cese de los cuidados a la espera de examinar en profundidad el caso. El viernes, el tribunal de París se declaró en primera instancia incompetente para hacer aplicar esta petición.

La madre de Vincent Lambert, que se opone al cese de los cuidados, declaró a la AFP: “¡Se estaba eliminando a Vincent! ¡Es una grandísima victoria! Van a realimentarlo y volver a darle de beber. Por una vez, estoy orgullosa de la justicia”.

En una manifestación parisina que reunió a varios cientos de personas que reclamaban “La vida para Vincent”, se pudo oír un enorme clamor cuando uno de los abogados de sus padres, Jérôme Triomphe , anunció su victoria a la multitud, constató un periodista de la AFP. “¡Hemos ganado! ¡Vincent debe vivir!” , gritó.

“El Tribunal de París ordenó medidas cautelares, a saber que la alimentación y la hidratación de Vincent deben retomarse sin demora. Es una extraordinaria victoria”, celebró otro abogado de los padres, Jean Paillot .

Esto será “durante una duración de seis meses, permitiendo al comité de la ONU estudiar el caso de Vincent”, precisó el abogado. “Es solo una decisión provisional pero una decisión simbólica y fuerte”.

Menudo drama :frowning:

Luego tú necesitas una operación X para mejorar la calidad de vida y no entra en seguridad social.

Edito:

O si entra el sistema está tan saturado que tarda años.

Menudos padres mas sádicos.

Vaya definicion de vida…

Vincent Lambert ya descansa en paz. El francés de 42 años, tetrapléjico y en estado vegetativo desde que sufriera un accidente de tráfico en 2008, ha fallecido hoy a las 8.24, nueve días después de que el hospital de Reims donde estaba ingresado lo desconectara de las máquinas que le mantenían con vida, según ha confirmado a EL PAÍS un sobrino de Lambert. Este caso se había convertido en el símbolo en Francia del debate sobre el derecho a una muerte digna, debido a que su caso originó una larga y dura batalla judicial que dividió a su familia y ha hecho reflexionar a toda la sociedad francesa sobre las leyes en torno al fin de la vida y la eutanasia. De un lado estaban sus padres, católicos tradicionalistas que se oponían a lo que calificaban como una “eutanasia encubierta” y que trataron mediante todos los recursos legales posibles de impedir, hasta casi el último momento, su desconexión. Y del otro, su mujer, Rachel Lambert, y la mayor parte de su familia, que defendían que Vincent no habría querido seguir viviendo en las condiciones en que lo hizo durante más de una década. El problema es que Lambert no dejó por escrito sus deseos en un testamento vital, lo que marcó el complejo proceso que, con su muerte, ahora llega a su fin.

“Es lo que esperábamos desde hace años, estábamos listos desde hace años, es lo racional. Vincent estaba en estado vegetativo y él no habría querido vivir así. Espero que descanse en paz”, declaró en rueda de prensa François Lambert, sobrino de Vincent y uno de los principales portavoces de la parte de la familia que defendía una muerte digna para el enfermero. El sobrino manifestó su esperanza de que ahora los allegados puedan hacer su duelo en la intimidad. “Para mí, el caso Lambert termina hoy”.

Lo que no acaba, sin embargo, es el debate en Francia, y más allá de sus fronteras, en torno al derecho a morir dignamente e incluso a la eutanasia, palabra para muchos aún tabú.

El papa Francisco envió la víspera de la muerte de Lambert un mensaje en Twitter que fue interpretado como una crítica. “Oremos por los enfermos que son abandonados hasta dejarlos morir. Una sociedad es humana si protege la vida, toda vida, desde el inicio hasta su fin natural, sin decidir quién es digno o no de vivir. ¡Que los médicos ayuden a la vida, no la quiten!”, escribió. Crítico con la decisión de desconectar a Lambert se ha mostrado también el escritor Michel Houellebecq, quien en una tribuna en Le Monde rechaza que su muerte fuera necesaria y acusa a las autoridades francesas de injerencia en este caso, del que, opina, quisieron hacer “un ejemplo”.

En Francia no es legal la eutanasia. Pero la posibilidad de dejar morir a una persona en estado irrecuperable está prevista por la Ley Leonetti —en nombre del diputado que la elaboró— de 2005. Esta normativa establece que los cuidados médicos “no deben prolongarse con una obstinación irrazonable” y que, en el momento en que parezcan “inútiles, desproporcionados o sin otro efecto que el mantenimiento artificial de la vida, pueden suspenderse o no emprenderse”. La ley fue actualizada en 2016 para incluir una “sedación profunda y continuada” para que el paciente no sufra hasta que se produzca su muerte.

El difícil caso Lambert ha reabierto el debate sobre la idoneidad de la norma ¿Es suficiente la ley Leonetti? Para el Gobierno de Emmanuel Macron, parece que sí. Según la ministra de Justicia, Nicole Belloubet, la normativa es “muy equilibrada y muy sensible”.

Sin embargo, no todos, incluso en el seno del partido de Macron, La República en Marcha (LREM), están de acuerdo. El diputado oficialista y profesor de medicina Jean-Louis Touraine considera que la ley actual es demasiado vaga a la hora de establecer qué constituye una “obstinación irrazonable”. Advierte de que “solo una clarificación de la ley permitirá evitar situaciones de impasse ” como la sufrida por Lambert.

A ello se une, agregan otros críticos, la falta de garantías de que se seguirán los deseos del paciente. La decisión última sobre si se detienen los cuidados o no del enfermo está en manos de los médicos que lo atienden, que deben consultar a los familiares inmediatos en caso de que, como sucedió con Lambert, no haya un testamento vital que explicite sus deseos. Pero no hay una jerarquía definida para decidir, en ese caso, quién dentro de la familia tiene la voz principal, extremo que habría evitado el caso Lambert , que fue reconectado en dos ocasiones, en 2013 y el pasado 20 de mayo, después de que sus padres recurrieran ante la justicia la decisión de los médicos y de la esposa de detener sus cuidados.

François Lambert ha criticado también el excesivo tiempo que puede tardar un paciente en morir por esta ley, ya que deja en manos de los médicos que el protocolo de fin de vida se extienda solo unos días o hasta dos semanas, para evitar que se les acuse de eutanasia. “No estaría mal que la ley autorizara que (el proceso) fuera más rápido y que para ello hubiera un protocolo” que además fuera “unificado” en todo el país y se centrara en “proteger” al paciente, considera el sobrino, que decidió estudiar derecho a raíz del caso de su tío.

¿Y si se legalizara la eutanasia? Es lo que reclaman organizaciones como la Asociación por el Derecho a Morir Dignamente (ADMD). “Hay que salir de la hipocresía y permitirle a una persona partir en unos minutos y sin sufrimiento, no esperar días y días, lo que constituye un sufrimiento para el paciente y para sus familiares”, denunció su presidente, Jean-Luc Romero, en referencia a lo mucho que tardó en morir Lambert, hecho que calificó como “una eutanasia a fuego lento”.

Touraine es otro firme defensor de la eutanasia, en cuyo favor escribió a finales del año pasado una tribuna en Le Monde que suscribieron otros 155 legisladores. El diputado promueve desde hace dos años una ley de la eutanasia que, sin embargo, el Gobierno no ha incluido en la reforma de la ley de bioética que está preparando. Y ello a pesar de que, según las encuestas, Francia parece preparada para una ley que la legalice. Según una encuesta de marzo, el 96% de los franceses son favorables a alguna forma de eutanasia, frente a solo un 4% que se opone firmemente. En su gran mayoría (60%), los encuestados estimaron que la posibilidad de la eutanasia debería limitarse a casos de “sufrimientos graves e incurables”, aunque un no desdeñable 36% es favorable incluso a una eutanasia sin condiciones.

Yo soy partidario sin duda alguna del derecho a morir dignamente, pero no nos equivoquemos, son casos terribles donde cada parte actua por amor, hay amor en la espaosa que quiere que no siga siendo un vegetal vivo solo porque esta enchufado a una maquina, pero tambien hay amor en los padres que quieren aferrarse en que su hijo siga vivo.

El testamento vital deberia ser obligatorio y los medicos limitarse a cumplir con el deseo de cada persona.

Un saludo

3 me gusta

He leido Adam Lambert y me había llevado una alegría pero no, error de lectura.

Yo no veo amor en tener a un vegetal conectado 10 años a una máquina.

la esperanza de y si mañana descubren un nuevo medicamento que funciona

Ni por esas, yo no dejaría a ningún ser querido en ese estado.

Yo puedo entender que se deje 1 año, año y medio como muchísimo a alguien, por razones de si despierta.
Ahora 10 años? Es de locos

totalmente de acuerdo; por eso deje por escrito en el testamento vital que tiene el SAS

Ademas de informar a la familia, para evitar mamoneos como este.

2 me gusta

Quieres que alivie tu dolor?

¿dolor? ¿que dolor?

El de la vida, te puedo madurar rapidito, por un amigo lo que sea.

1 me gusta

Muere Vincent Lambert tras 9 días sin alimentación ni hidratación: «Es un asesinato encubierto»

Vincent Lambert ha fallecido este jueves a las 8.24 horas, nueve días después de que los médicos del Hospital de Reims, encabezados por Vincent Sánchez, le retiraran la alimentación y la hidratación para dejarle morir de hambre y sed.

Este enfermero tenía 42 años y sus padres han intentado por todas la vías legales e incluso diplomáticas posibles que el Estado francés no acabara con la vida de una persona que no estaba en estado terminal ni padecía una enfermedad incurable. Lambert se encontraba en un estado de mínima conciencia tras un grave accidente que sufrió en 2008. Tenía una dependencia absoluta pero podía continuar viviendo recibiendo simplemente los cuidados a los que tiene derecho cualquier enfermo, y que incluía el ser alimentado e hidratado.

Este caso y la larga batalla judicial que hay detrás vuelve a poner de manifiesto la “ eutanasia encubierta ” que se le ha aplicado en contra de la opinión de sus padres y con el apoyo de la Justicia en un país en el que la eutanasia no es legal.

a madre de Vincent Lambert ha acudido a todas las instancias judiciales y organismos nacionales e internacionales que podían ayudar a salvar la vida de su hijo

Precisamente, los padres recurrieron a todas las instancias judiciales disponibles como el Tribunal Europeo de Derechos Humanos e incluso a un comité de la ONU para personas discapacitadas, que llegó a pedir al gobierno francés que tomara las medidas necesarias para que se mantuviera con vida a Lambert mientras estudiaban el caso.

Pero al no considerarlo una decisión vinculante, Francia decidió seguir adelante hasta que finalmente ha acabado con la vida de este enfermero psiquiátrico, cuyo caso ha dado la vuelta al mundo.

¿Qué pasará con los otros Vincent Lambert?

Ahora la pregunta que muchos se hacen es qué pasará con pacientes con casos parecidos a los de Lambert. En Francia hay unas 2.000 personas con características similares y que pueden seguir su misma suerte una vez que la Justicia y el Estado francés han abierto la puerta a que puedan ser dejados morir pese a no ser enfermos terminales.

Una vez que el proceso para dejar que muriera era irreversible, los padres de Vincent Lambert, católicos practicantes, dijeron que esta muerte "se la han impuesto tanto a él como a nosotros. Aunque no la aceptamos, no podemos más que resignarnos en el dolor y en la incomprensión, pero también en la Esperanza ". Tras agradecer a todos el apoyo y las oraciones “durante todos estos años”, ya solo piden acompañar a Vincent “en la dignidad y el recogimiento”.

“Es un asesinato”

Sin embargo, esta confianza basada en la fe no es óbice para que denuncien lo que le han hecho a Vincent. El pasado 7 de julio, su padre, Pierre, decía que "esto es un asesinato encubierto, una eutanasia".

Una vez que se ha conocido la noticia, el portavoz de la Santa Sede, Alessandro Gisotti, ha hecho una declaración oficial en la que ha asegurado que "recibimos con dolor la noticia de la muerte de Vincent Lambert. Oramos para que el Señor lo reciba en su casa y expresamos nuestra cercanía con sus seres queridos y con aquellos que, hasta el final, se han comprometido a ayudarlo con amor y dedicación”.

“Recordemos y reiteremos lo que dijo el Santo Padre, interviniendo en este doloroso asunto: ‘Dios es el único maestro de la vida desde el principio hasta el fin natural y es nuestro deber cuidarlo siempre y no ceder a la cultura del descarte’" , ha añadido la Santa Sede.

“Obstinación irracional” en matar a Lambert

Numerosos médicos y juristas se han manifestado en contra durante este tiempo de que se acabara con la vida de Vincent Lambert. Uno de ellos ha sido el doctor Xavier Ducrocq , profesor de Neurología en la Universidad de Lorraine, jefe del servicio de Neurología en el Centro Hospitalario Regional de Metz-Thionville y antiguo presidente del Comité de Ética del Hospital de Nancy. Entre otras consideraciones ha recordado que este paciente no estaba “en modo alguno en estado terminal”, que su situación era “totalmente distinta al coma o a la muerte cerebral” y que no podía haber “ensañamiento terapéutico alguno porque no estaba sometido a ningún tratamiento”.

Por ello, el doctor Ducrocq considera que ha existido una “obstinación irracional” en matar a Vincent que no tiene razones médicas, sino ideológicas: "Algunos consideran que una vida como la suya no merece ser vivida. Vincent Lambert se ha convertido en protagonista de un combate ideológico por la eutanasia y el suicidio asistido. Cierta medicina todopoderosa rechaza tener límites y, cuando no puede eliminar la enfermedad, prefiere eliminar al enfermo. Está en marcha una cierta forma de eugenesia".

Se está abandonando, lamenta, "la medicina hipocrática, respetuosa con la vida, que rechaza provocar deliberadamente la muerte . En vez de apoyar humildemente a las personas y acompañarlas en la prueba, se les dice que son demasiado molestas y costosas. Y las garantías jurídicas suponen un retorno a la barbarie, porque ya no protegen a los más vulnerables".

Por su parte, casi cien juristas, entre los que se encontraban magistrados, profesores universitarios y abogados, pidieron en un comunicado que se mantuviera con vida a Lambert apelando a que en su caso no era admisible que se le dejara morir.

Fuente:ReL.

Obviamente en la noticia falta algo. Es decir, la noticia plantea que es una persona tetrapléjica y ya, por tanto me extraña mucho que se le deje morir de este modo, y en ningún momento se pone una justificación por parte del Hospital, que en un caso tan mediático ha tenido que existir, por lo que hay algún tipo de sesgo en la noticia de manera evidente.

Por lo explicado en la noticia, es obviamente una barbaridad y se tienen que dar muuuuuchas explicaciones del tema.

1 me gusta

Tú no eres el fulano que únicamente aparece en el foro a dar noticias con enfoque derechista y/o facha?

Tú no eres el fulano que únicamente aparece en el foro a dar noticias con enfoque izquierdista y/o progre?

4 me gusta