10 milagros inolvidables del fútbol

Un Leicester campeón, un filial en una final de Copa, el Maracanazo, una selección de vacaciones que gana una Eurocopa, una Brasil con Ronaldo, Roberto Carlos y Rivaldo que pierde los Juegos… El fútbol rompe apuestas y a veces no entiende de presupuestos y estrellas. El Mirandés es el siguiente aspirante a entrar en la lista de los milagros. Cuentos de fútbol.

La Premier del Leicester

La mayor sorpresa de la historia de la Premier acaeció en 2016. El Leicester City, un eterno modesto del fútbol inglés, entrenado por Claudio Ranieri, conquistó el título liguero ante el asombro del planeta. El equipo de Schmeichel, Kanté, Vardy (24 goles) o Mahrez (18) fue tachando fechas mientras los rivales esperaban que un día u otro cayera en una crisis que nunca llegó. Su triunfo fue mayúsculo con una ventaja de diez puntos sobre el segundo, el Arsenal. Una página inolvidable en el fútbol inglés y casi irrepetible.

Héroe: Claudio Ranieri

Un filial en la final de Copa

La edición de la Copa del Rey 1979-80 desembocó en una de las mayores sorpresas de su historia. El Castilla, filial del Real Madrid, se plantó en la final tras eliminar sucesivamente en doble partido a Hércules, Athletic, Real Sociedad y Sporting de Gijón. El equipo entrenado por Juanjo llenó el Santiago Bernabéu para ver cómo enmudecía rivales. En sus filas figuraban Ricardo Gallego, Agustín o Pineda, jugadores con recorrido posterior en el hermano mayor. La final disputada en el Bernabéu enfrentó al Castilla con el Madrid. El filial vistió de morado y el Madrid venció por 6-1.

Héroe: el Castilla

Dinamarca, de las vacaciones a la Euro

La Eurocopa de 1992, disputada en Suecia, fue inaudita. La fase final sólo la disputaban ocho selecciones. Una de ellas, Yugoslavia, fue excluida unas semanas antes por el conflicto bélico de los Balcanes. La UEFA reclutó a Dinamarca, con sus jugadores disfrutando de playas y viajes de placer. Los daneses acudieron sin su gran estrella, Michael Laudrup, como un adorno para la competición. Poco a poco se fueron agigantando. En semifinales tumbaron a Holanda por penaltis y en la final ganaron 2-0 a Alemania. La selección de Schmeichel y Brian Laudrup pudo con la de Illgner, Brehme, Haessler, Klinsmann, Effenberg o Kohler. Increíble.

Héroe: Schmeichel

El ‘Maracanazo’ de 1950

El sinónimo de seísmo en el mundo del fútbol es el llamado ‘Maracanazo’ del Mundial de 1950. En el último partido, no había final como tal, se enfrentaban Brasil y Uruguay ante 173.850 espectadores. Al cuadro local le bastaba el empate para acoger el título. Los uruguayos remontaron el gol inicial de Friaca con tantos de Schiaffino y Ghiggia. El resultado inesperado desató una ola de suicidios en Brasil, el portero Barbosa entró en la categoría de apestado y los uruguayos fueron héroes para la eternidad.

Héroe: Ghiggia.

El Wimbledon deja sin Copa al Liverpool

La final de la FA Cup de 1988 disputada en Wembley arrasó con las apuestas. El Wimbledon tumbó al Liverpool por 1-0 con gol de Lawrie Sánchez. El modesto, comandado por Vinnie Jones, el defensa que levantaba a los rivales con tirones a los pelos de las axilas, y Dennis Wise, un centrocampista que perdonaba vidas cada diez minutos, construyó una muralla ante el equipo de John Barnes, Aldridge y Beardsley. El portero Dave Beasant quedó como héroe al detener todos los ataques del Liverpool, incluido un penalti lanzado por John Aldridge. Años más tarde Vinnie Jones probó fortuna en el cine en papeles de duro. No podía ser de otra forma.

Héroe: Dave Beasant.

La increíble Grecia de 2004

A la Eurocopa de 2004 acudieron 16 selecciones. Entre ellas, alguna condenada a quedar fuera pronto como Grecia. Los helenos, un equipo de hormigón armado dirigido por el alemán Otto Rehhagel, sin ningún futbolista instalado en la élite europea, fabricaron un trayecto increíble. En cuartos de final Grecia (1-0) eliminó a la Francia de Zidane, Henry, Pires o Barthez. En semifinales repitieron guión (1-0) para liquidar a la República Checa de Cech, Nedved, Rosicky o Koller. El colmo surgió en la final. Portugal, en casa, aparecía como única favorita. El resultado fue el habitual: 1-0. Charisteas cabeceó en el único córner lanzado por Grecia. Portugal, con Cristiano Ronaldo, Figo, Deco, Carvalho o Pauleta, fue incapaz de hacer un gol. La mayor sorpresa de la historia de las Eurocopas.

Héroe: Otto Rehhagel.

Ni Ronaldo, ni el Cholo, ni Rivaldo… Nigeria

El fútbol en los Juegos Olímpicos también vivió un episodio increíble en la edición de 1996 en Atlanta. En semifinales Brasil, un álbum de estrellas mundiales con Ronaldo, Roberto Carlos, Rivaldo, Bebeto, Juninho, entre otros, cayó 4-3 ante Nigeria, con un Kanu soberbio que hizo los dos últimos goles en los minutos 90 y 94. El ‘nigeriazo’ no terminó ahí. En la final los africanos reventaron a Argentina por 3-2. Los sudamericanos, con Hernán Crespo, Simeone, Ayala, Ortega o Claudio López sucumbieron en el minuto 89 tras un gol de Amunike.

Héroe: Kanu.

Les Herbiers retó al PSG

La Copa francesa de 2017-18 rellenó un cuento de fútbol. Les Herbiers, equipo de Tercera en Francia, llegó a la final copera para desafiar al PSG, el imperio del dinero. En el último encuentro en Saint-Denis el equipo dirigido por Emery venció por 2-0 con goles de Lo Celso y Cavani. El PSG hizo pasillo a su modesto rival y Thiago Silva recogió la copa de campeón junto al capitán de Les Herbiers, Flochon. Al final de temporada Les Herbiers descendió a cuarta división.

Héroe: Les Herbiers.

El Verona puede a Maradona, Platini, Rummenigge…

En 1985 la Serie A italiana era una colección de estrellas, la gran Liga que pescaba los mejores jugadores del mundo. En el Nápoles estaba Maradona; en el Inter reinaba Rummenigge junto a Altobelli; en la Juve, con Platini, Boniek, Cabrini y Paolo Rossi, se agolpaban las figuras. El título de Liga, el único de su historia, fue para el Verona, comandado en la zona ofensiva por un genial danés, Elkjaer Larsen, y un bicho alemán , el lateral Hans Peter Briegel. Los veroneses aventajaron en cuatro puntos al Torino del brasileño Junior y Aldo Serena.

Héroe: Elkjaer Larsen

Un único Wolfsburgo

La Bundesliga no podía resultar ajena a la galería de momentos inolvidables en el capítulo de sorpresas. En la temporada 2008-2009 el título de campeón fue a parar al Wolfsburgo, que destrozó así todos los cálculos. El equipo de la Volkswagen asombró en Alemania para alzar la única bandeja de campeones de su historia. Su pareja de atacantes, Grafite y Dzeko (28 y 26 goles), aplastó defensas. Por detrás quedó el eterno favorito, el Bayern, con Ribèry, Lahm, Klose o Schweinsteiger en sus filas.

Héroe: Grafite y Dzeko

https://www.marca.com/futbol/copa-rey/2020/02/13/5e43ecf722601dca5e8b465a.html

¿Con cuál os quedáis?

  • La Premier del Leicester.
  • Madrid Castilla finalista de la Copa.
  • Dinamarca campeón de la Eurocopa 1992.
  • El Maracanazo.
  • Wimbledon campeón de la FA Cup 1988.
  • Grecia campeona de la Eurocopa 2004.
  • Nigeria en los Juegos Olímpicos de 1996.
  • Les Herbiers finalista de la copa francesa.
  • El Verona campeón del Calcio.
  • Wolfsburgo campeón de la Bundesliga.

0 votantes